Cuidados para evitar enfermarnos en temporada de frío

Cuidados para evitar enfermarnos en temporada de frío
Cuidados para evitar enfermarnos en temporada de frío
Les mostramos ciertas medidas que contribuyen a reducir la transmisión de virus respiratorios.
El lavado frecuente de manos, la aireación de ambientes, el mantenimiento de la lactancia materna y toser o estornudar cubriéndose la boca son fundamentales a la hora de cuidarnos. Aun es oportuna la vacunación contra la gripe.

Tips

  • Lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón. Láveselas por 20 segundos y luego ayude a los niños pequeños a hacer lo mismo. Si no tiene agua y jabón disponibles, use un limpiador de manos a base de alcohol.
  • Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca con las manos sin lavar.
  • Mantenerse alejado de las personas que estén enfermas. Las personas enfermas pueden propagar los virus que causan el resfriado común mediante el contacto cercano con los demás.
  • Ayude a reducir el riesgo de resfriarse al lavarse las manos frecuentemente con agua y jabón.

Muestre buenos hábitos de higiene al toser y estornudar: use siempre un pañuelo desechable o la parte superior de la manga de la camisa para cubrirse la boca y la nariz por completo cuando tosa o estornude.

Cómo puede proteger a los otros

  • Si está enfermo, siga los siguientes consejos para prevenir la transmisión a otras personas:
  • Quédese en casa mientras esté enfermo.
  • Evite el contacto cercano con otras personas, como dar abrazos, besos o la mano.
    Aléjese de los demás antes de toser o estornudar.
  • Use un pañuelo desechable para cubrirse la nariz y la boca completamente cuando tosa o estornude y luego tírelo a la basura, o use la parte superior de la manga de la camisa.
    Lávese las manos después de toser, estornudar o sonarse la nariz.
  • Desinfecte las superficies y los objetos que se tocan con frecuencia, como los juguetes y las manijas de las puertas.

Las autoridades sanitarias recomendaron concurrir a la consulta médica cuando los niños experimenten síntomas como fiebre, mocos o dificultad para respirar, y señalaron que la atención debe ser urgente si los bebés enfermos se encuentran decaídos y rechazan el alimento, respiran aceleradamente, con ronquidos o silbidos y se les hunde el pecho al respirar. El riesgo es mayor si tienen menos de tres meses, bajo peso o nacieron prematuramente.

La estrategia de la internación abreviada
La bronquiolitis y otras enfermedades respiratorias son infecciones producidas en los pulmones, bronquios o laringe de los bebés. Los afectan, sobre todo si tienen menos de 2 años, porque les hace difícil la respiración. La mayor parte de las veces son causadas por un virus, duran alrededor de una semana y, por lo general, no se necesitan antibióticos para su tratamiento. Se contagian a través de las gotitas de saliva de una persona enferma que tose o estornuda cerca del bebé, y también a través de las manos contaminadas con un virus.
Cuando llega un bebé al Centro de Salud u hospital con síntomas de una infección respiratoria, probablemente le indicarán una internación abreviada allí mismo. La internación abreviada es la modalidad de atención indicada de las infecciones respiratorias de los bebés en los Centros de Salud, donde éstos serán evaluados y les aplicarán un medicamento en aerosol.
El bebé deberá quedarse dos horas en el lugar para el control de su evolución. Si mejora, probablemente regresará a su casa, le darán el medicamento en aerosol con las instrucciones para aplicarlo y le indicarán que regrese al día siguiente para su control.
La importancia de la vacunación antigripal oportuna
El objetivo de la prevención primaria a través de la vacuna contra la gripe es disminuir complicaciones y muertes por este virus. Por este motivo es clave que reciban la vacuna para así estar protegidos quienes están incluidos dentro de los grupos que presentan mayor riesgo. Pese a que los fríos intensos ya llegaron, las autoridades sanitarias remarcaron que aun es oportuno que reciban la vacuna aquellas personas que la tienen indicada.
La vacuna antigripal de carácter gratuito y obligatorio se incorporó en 2011 al Calendario Nacional de Vacunación para las personas con mayor riesgo de presentar complicaciones y fallecer por esta enfermedad.
La población objetivo de la vacunación antigripal comprende el personal de salud, niños de 6 a 24 meses, las embarazadas en cualquier trimestre, puérperas hasta el egreso de la maternidad sino fueron vacunadas durante el embarazo, personas de 2 a 64 años con factores de riesgo, como enfermedades cardíacas, respiratorias, renales crónicas, inmunodepresión, diabetes  y obesidad, entre otras, y todas las personas mayores de 65 años.
Dentro de los grupos priorizados, más del 86% del personal de salud del país ya recibió la vacuna, así como el 56% de las embarazadas y el 43% de los niños entre 6 y 24 meses. Es fundamental que estos grupos alcancen coberturas satisfactorias en forma oportuna.
Más vacunas para proteger de las enfermedades respiratorias
Argentina cuenta en el calendario de inmunizaciones con otras vacunas para proteger contra enfermedades respiratorias como la tos convulsa y el neumococo, principal causa de neumonía y meningitis. Desde el año 2012 se redujo un 92% la mortalidad por tos convulsa después de haber alcanzado coberturas satisfactorias de vacunación en las embarazadas y los niños menores de dos años y al ingreso escolar. En tanto que con la vacunación contra  neumococo, desde 2012 se evitaron 12.800 internaciones por año a causa de neumonía probablemente bacteriana en niños menores de 5 años, representado un costo evitado al sistema de salud de 80 millones de pesos anuales.
Ante la presencia de casos de enfermedades respiratorias, es fundamental la consulta precoz con el objeto de recibir el tratamiento adecuado en forma oportuna, así como también las recomendaciones para disminuir la transmisión de estas enfermedades en el ámbito laboral o escolar.

Comentar con Facebook

Visitemos Misiones no se hace responsable ni partícipe de las opiniones vertidas por los usuarios de esta sección. Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales.